• Ampliar:
  • A
  • A
  • A

La Ley CLASS de Obamacare se vino abajo

La administración Obama notificó al Congreso el pasado viernes que la Ley CLASS  —el plan de seguro médico de cuidado extendido de Obamacare—  es defectuosa, insostenible e incapaz de seguir adelante.

En una carta al Congreso, la secretaria de Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS), Kathleen Sebelius, escribió: “A pesar de nuestros mejores intentos analíticos, no veo un camino viable para la implementación de CLASS en estos momentos”. CBS News informa:

La ley exige que la administración certifique que CLASS seguiría siendo financieramente solvente durante 75 años antes de que pudiera entrar en vigor.

Pero los funcionarios dijeron que descubrieron que no podían hacer CLASS asequibles y solvente financieramente mientras se mantiene un programa voluntario y abierto a casi todos los trabajadores, como también la ley requiere.

Las primas mensuales habrían costado desde $235 hasta $391, pero en algunos casos incluso tan altas que llegarían a los $3,000 dólares, según la misma administración. Con esos precios, era poco probable que la gente sana se registrase.

Que CLASS era insostenible no es novedad. Brian Blase y John S. Hoff ya explicaron que: “CLASS estaba mal diseñada y que los actuarios criticaron la ley por ser insostenible, mucho antes de la aprobación de Obamacare”. Y en septiembre, los correos electrónicos publicados por los investigadores del Congreso revelaban que los propulsores de CLASS presionaron para que se incluyera en Obamacare pesar de las advertencias de que requeriría un considerable rescate federal u otro mandato de seguros, como informó Lachlan Markay, de Heritage. No obstante, Sebelius insistió en que su departamento podía cumplir con el mandato de  sostenibilidad de la ley, es decir, hasta el viernes en que todo terminó.

 

Para saber más sobre la ley de salud Obamacare, visite nuestra página El Impacto de Obamacare y Obamacare en Gráficos.

 

La versión en inglés de este artículo se publicó en Heritage.org.

 

Posted in Derecho a beneficios, Economía, Estudios, Gobierno de Estados Unidos, Opinión, Sistema de Salud